¡Rostro perfecto! Base aquí y blush allá… Maquillarse puede parecer complicado, pero hay dos cosas que debes tener presente si quieres lograr un maquillaje como toda una profesional: los productos adecuados y conocer tu piel. Una vez contemplando estos dos factores, podrás identificar los productos que más le convengan a tu tipo y tono de piel, así el maquillaje se verá más natural y menos saturado. ¿Estás lista? ¡Inspírate en estas páginas y logra una rutina de maquillaje como toda una profesional! Avon Cuida tu piel. Limpieza diaria. Sin una limpieza adecuada, los poros pueden obstruirse y los productos cosméticos que apliquemos no podrán actuar adecuadamente, por lo que no resultarán eficaces. hidratación diaria. Utiliza sérums y cremas que cubran las necesidades de tu piel tanto de agua como de lípidos. A la hora de aplicarlas lo ideal sería hacerlo al tiempo que realizamos un pequeño masaje con ambas manos. Contorno de ojos. Es una zona con una piel mucho más sensible, fina y delicada, así que necesita cuidados con productos específicos. Protección solar. Utiliza un producto con un índice de protección alto y una textura que te resulte cómoda y se adapte a tu ritmo de vida, para que no te resulte difícil incorporarlo a tu rutina diaria y aplicarlo regularmente.

¡Elige la Avon Base ideal! Conoce tu piel y logra un maquillaje perfecto. Tipos de piel. Normal. Aunque la zona T puede ser algo grasa, están equilibrados y la piel no es demasiado grasa ni demasiado seca. Textura aterciopelada, suave y lisa. Transparencia uniforme de color rosado, fresco. Ausencia de impurezas. Seca. Se utiliza para describir un tipo de piel que produce menos sebo que la piel normal. Como consecuencia, la piel seca carece de los lípidos que necesita para retener humedad y formar un escudo protector frente a influencias externas. Piel tirante. Sensación áspera. Débil elasticidad cutánea. Grasa. Se utiliza para describir un tipo de piel con producción acrecentada de sebo. La hiperproducción se conoce como seborrea. Poros agrandados, claramente visibles. Brillantez. Piel engrosada y pálida. Mixta. En la piel mixta, los tipos de piel varían en la zona T y en las mejillas. Zona T grasa (frente, mentón y nariz). Poros agrandados en esta zona, tal vez con algunas impurezas. Mejillas entre normales y secas.

Nuestras bases de maquillaje. Paso 1: ¡Prepara y controla el brillo en tu piel! Si tienes piel grasa y mucho brillo en la piel, no te preocupes, antes de aplicar tu maquillaje aplica la prebase con control de brillo, así evitarás el exceso de este. Paso 2: Cubre imperfecciones y mantén un tono uniforme. Aplica la base de manera uniforme sobre tu rostro, puedes hacerlo con tus dedos o bien, con una brocha. Maquillaje aprueba de tempo. Aplica tu base favorita y dale a tu rostro un tono uniforme. ¿Quieres un maquillaje que te dure todo el día? Esta base será tu aliado para esos días largos no importa el calor, la humedad y el sudor, no te abandonará.

Piel tersa y sin brillo. Suavidad y rostro radiante con la Avon Base Ultramatte. ¿Piel brillosa? olvídate de ella, con esta base evitarás piel brillosa. Base de maquillaje 3 en 1: ¡Cubre, sella y corrige! Esta base no solo cubre imperfecciones y manchas, también podrás utilizarlo como sellador y corrector. Despreocúpate de las imperfecciones y manchas. Paso 3: ¡Cubre fácilmente imperfecciones! Con el corrector líquido podrás esconder fácilmente imperfecciones, manchas y ojeras en la piel de tu rostro y así lucir un tono en el rostro uniforme. Un Avon corrector para cada tipo de imperfección. ¿Granos, manchas, ojeras, o cualquier tipo de imperfección en el rostro? Cúbrelas sin problemas y logra un maquillaje uniforme. Paso 4: Sella tu maquillaje con polvo mate. Después de aplicar la base y el corrector, aplica polvo sobre tu rostro, eso te ayudará a evitar la piel grasa y brillosa. Aplica sobre la frente, mejillas, barbilla y nariz. Fijador de maquillaje en polvo. Avon Magix Powder.

Paso 5: Broncea y define tu rostro. Avon True Perlas Bronceadoras. Usar un bronceador ayudará a darle definición a ciertas áreas de tu rostro como: la parte baja de las mejillas, mejillas, nariz, barbilla y frente. Paso 6: Mejillas rosadas y radiantes. Aplica sobre tus pómulos un tono rosado para resaltar. También, puede aplicar el bronzer para darles un efecto brillante a tus pómulos, mejillas, frente y nariz. ¿Arrugas? Cúbrelas con este maquillaje antiedad. Piel limpia y humectada después de maquillarte. Finaliza y logra un maquillaje duradero.

Vigencia del 7 de abril al 6 de septiembre de 2021.